El Clima en

HOY

MAÑANA

PASADO

El uso excesivo de dispositivos electrónicos genera inconvenientes en la salud y las relaciones sociales

El mal uso de las nuevas tecnologías, sobre todo por parte de niños y adolescentes, ocasiona diversos problemas, como dificultades en el aprendizaje y en la relación con los pares, pero también afecciones oftalmológicas y auditivas.

El uso excesivo de dispositivos electrónicos genera inconvenientes en la salud y las relaciones sociales

Una de las problemáticas que está tomando mayor relevancia en los últimos tiempos es el uso excesivo de dispositivos telefónicos móviles y de plataformas interactivas, sobre todo en niños y adolescentes. En muchas ocasiones, los adultos consultan sobre qué hacer y las consecuencias que produce dicho abuso.

El uso indebido de estas tecnologías genera diversas problemáticas, como inconvenientes en el aprendizaje, en la relación con pares, en la autoestima, problemas oftalmológicos y auditivos, insomnio, contracturas musculares, sedentarismo, entre otras.

Es por ello, que el Ministerio de Salud Pública, a través de la Coordinación General de Salud Mental, hace hincapié en tres puntos principales: presencia, compartir y hábitos saludables.

Cuando se habla de presencia se refiere al hecho de asumir responsablemente el rol de padre o de referente frente a los niños a cargo, siendo consciente del tiempo que se comparte con ellos. Es importante generar actividades recreativas y lúdicas que les llamen la atención y no usar estos aparatos como sustitutos para pasar el tiempo.

Otro punto a tener en cuenta, es que las nuevas tecnologías no son el problema, sino el mal uso que se les da. Los dispositivos permiten compartir diferentes momentos en familia, pero siendo conscientes del tiempo invertido en ellos. Es importante compartir el uso responsable y no prohibir su uso, ya que puede afectar las relaciones entre padres e hijos y generar más adelante problemas de confianza y de comunicación.

Por último, es necesario adoptar en el seno familiar hábitos saludables, como participar junto a los niños en actividades físicas y recreativas, compartir lecturas, salidas y caminatas por espacios naturales, etc.

Los niños aprenden, no sólo por repetición, sino a través de la percepción de las situaciones que ocurren en su ambiente, por lo cual, también hay que tener en cuenta el ejemplo que se les da, con respecto al uso que los padres y adultos tienen con los dispositivos móviles.


COMENTARIOS